Esteban Villarejo - Blogs ABC: Por Tierra, Mar y Aire - 04 de marzo de 2013


Dos placas presiden la entrada del Ministerio de Defensa en el madrileño Paseo de la Castellana 109. Y una de ellas responde a unos versos de Calderón de la Barca que, quizás, ayuden a comprender la pasta especial que gastan los militares. Esas letras dicen así:

«Aquí la más principal hazaña es obedecer y el modo cómo ha de ser,es ni pedir ni rehusar. Aquí en fin, la cortesía,el buen trato, la verdad,la fineza, la lealtad,el honor, la bizarría,el crédito, la opinión, la constancia, la paciencia, la humildad y la obediencia,fama, honor y vida son caudal de pobres soldados;que en buena o mala fortuna la milicia no es más que una religión de hombres honrados».

Honor, humildad, verdad, cortesía, crédito... Precisamente las cualidades que demanda una sociedad española desorientada institucionalmente como la actual (sobre todo, en esa que atañe a la honradez). A tenor de los machacones datos del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), esas improntas marcan también las Fuerzas Armadas del siglo XXI. Motivo de orgullo español.

No hay duda, para los ciudadanos las Fuerzas Armadas son la institución más valorada como así lo refrendan las últimas encuestas del CIS: con 5,65 puntos, los Ejércitos de Tierra, Aire y la Armada son las instituciones más valoradas y las únicas que obtienen el «aprobado».

¿Qué razones han permitido situar a las Fuerzas Armadas como ejemplo institucional? Honradez, ausencia de escándalos de corrupción, austeridad en tiempos de crisis, profesionalidad, eficacia y la proyección exterior que han ofrecido a España en los últimos 30 años -sobre todo con su participación en las misiones en el exterior- son los motivos principales para llegar a esa conclusión a tenor de los informes sociológicos. Además se destaca su firme apoliticismo, lejos de las disputas que emponzoñan el día a día político, social e institucional de España.

En los últimos 15 años, por ejemplo, la valoración «buena o muy buena» de los españoles hacia sus Fuerzas Armadas ha pasado de un 44,60 por ciento en 1997 al 62,20 por ciento de 2011, fecha del último estudio del CIS sobre las Fuerzas Armadas. ¿Puede otra institución o sector social de nuestro país esgrimir tal grado de adhesión en la travesía que llevó a España del «boom» económico a una de sus mayores crisis económicas de la historia reciente? 

Misiones de paz (Líbano), de guerra (los Balcanes, Afganistán o Irak), crisis humanitarias (Haití o Pakistán), compromisos con los aliados (Libia o Malí), seguridad de sectores económicos españoles (operación Atalanta) son algunas de las últimas operaciones encomendadas por la sociedad civil española a sus militares.

Precisamente esas misiones en el exterior han contribuido a mejorar la percepción de los españoles de sus Fuerzas Armadas: un 46,10 por ciento de la población así lo mantiene.Pero no solo en el exterior, claro está, luce la labor de las Fuerzas Armadas. A las más espectaculares y puntuales misiones como el terremoto de Lorca o las campañas contra los incendios, hay que sumar su sigiloso, a veces olvidado y fundamental trabajo en pos de la paz y seguridad nacional.

Así lo resume el jefe de Estado Mayor de la Defensa, almirante general Fernando García Sánchez, la máxima autoridad militar, solo superado por Su Majestad el Rey: «Las Fuerzas Armadas trabajan para garantizar la seguridad y la defensa de los españoles ejerciendo la disuasión, trabajando de forma combinada con nuestros aliados, vigilando nuestros cielos y aguas de soberanía e interés durante veinticuatro horas al día los siete días de cada semana y proyectando la defensa en profundidad, exportando seguridad, mediante nuestras operaciones en el exterior».

Pero regresemos al escenario internacional de nuevo. Ese que ha hecho de nuestras Fuerzas Armadas el mejor embajador posible de España en lugares de conflicto. «Plaza España», Mostar. Frente a un «gimnazija» (colegio), esta plaza, donde ancianos del lugar se entremezclan con chicos de la nueva Mostar, una placa de mármol recuerda el nombre de los caídos españoles. Teniente Arturo Muñoz Castellanos (13-5-1993),... sargento Joaquín López Moreno (19-6-2008). Primero y último en caer en un conflicto, el de los Balcanes, que supuso el bautismo definitivo de nuestras Fuerzas Armadas en escenarios internacionales. Al máximo nivel. Con la preparación más cualificada. A la altura de cualquiera de nuestros aliados.

«Los españoles demostraron una especial empatía, más de la habitual en fuerzas internacionales. Rápidamente se integraron entre la población. Esa era su principal virtud», recuerda la ex embajadora bosnia en España,  Zeljana Zovko, una niña en aquellos sangrientos años 90. Y no solo es Mostar. Hay otras muchas «Plaza España» en los corazones de otros países.

«Hay 141.979 razones para sentirse orgullosos de nuestras Fuerzas Armadas. Tantas como hombres y mujeres sirven en sus filas», esgrime el ministro de Defensa, Pedro Morenés, para quien «nuestras Fuerzas Armadas hacen un excelente papel en cada misión que emprenden más allá de nuestras fronteras, demostrando no sólo una preparación excepcional, sino también un respeto y una calidad humana admirables». 

«Ese papel en el exterior, como unos de nuestros mejores embajadores, es tan relevante como el que desarrollan día a día para proteger de amenazas y posibles elementos desestabilizadores la cotidianeidad de todos sus compatriotas, su tranquilidad, su desarrollo en paz», explica Morenés.

Hay dos placas a la entrada del Ministerio de Defensa. Sí, la «de hombres honrados» y esos versos de Calderón es una. ¿La otra? El Artículo 8.1 de la Constitución. Ese que otorga a las Fuerzas Armadas la misión de defender a España. Y los españoles, así se lo agradecen: en el pedestal institucional.

03/01/2013 ABC.es

Habrá más noticias, por supuesto, esperadas o inesperadas, pero aquí os dejo con 12 asuntos que darán que escribir sobre nuestra Defensa y nuestras Fuerzas Armadas en el año que ya hemos estrenado: Afganistán, recortes y reestructuraciones, Sahel, Eurofighter, Australia, Rota, libro "blanco" de las instalaciones militares,... será un año interesante, de desafíos. Un asunto no será motivo de grandes titulares... pero quizás sea la noticia más importante.

1. El repliegue de Afganistán: probablemente sea total de la provincia de Badghis

España continuará este año con la retirada progresiva de los 1.406 militares desplegados en la provincia de Badghis y Herat. Oficialmente el repliegue previsto para 2013 es del 40% de las tropas, sin embargo, el ministro de Defensa ya ha sugerido que se acelerará. Posiblemente asistamos a la retirada total de las tropas de la provincia de Badghis, permaneciendo solo unos 400 militares en Herat. También podría empezar a conocerse la aportación de España a la nueva misión de la OTAN a partir de 2015.

2. Sexto descenso consecutivo del presupuesto de Defensa

Todo hace pensar que las cuentas del Estado para 2014 mantendrán la misma línea de austeridad que las de 2012 y 2013. Así, se prevé un descenso en el Presupuesto que para Defensa supondría el sexto ejercicio consecutivo de recorte. Desde que se aprobasen las cuentas de 2009, el Presupuesto de Defensa ha descendido un 30%, una situación que pone a las Fuerzas Armadas "al borde de que el chicle se rompa", en palabras de un alto cargo de la Defensa. Las cuentas aprobadas para 2013 eran de 5.937 millones. ¿En cuánto se situarán las que se aprobará para 2014? Lo sabremos en septiembre-octubre.

3. Reestructuración de los tres Ejércitos

Probablemente en julio conozcamos con más claridad el nuevo escenario que plantean el Jemad, el Jeme, el Ajema y el Jema para adaptar las Fuerzas Armadas al escenario de crisis y recortes presupuestarios. Desde el Ejército de Tierra ya se habla de un nuevo concepto de "brigada polivalente". ¿Cómo encararán Armada y Aire esa adaptación para "ahorrar"? Se busca adaptación al medio y largo plazo, sin miras cortoplacistas, con un horizonte de 2025.

4. El libro "blanco" de las instalaciones de Defensa.

La secretaría de Estado elabora un listado de las instalaciones y edificios pertenecientes al propio Ministerio y las Fuerzas Armadas con el fin de racionalizar y mejorar la eficiencia de las mismas, muchas de ellas en desuso. ¿Sacará a la venta algunas de ellas cual "banco malo"? Algo difícil de imaginar dado el estado de salud del mercado inmobiliario.

5. Renegociación de programas especiales de armamento.

Eurofighters, helicópteros NH-90 y o de ataque Tigre, aviones de transporte A-400M... son aeronaves que deberían llegar a las Fuerzas Armadas este año en cantidades variables y que el Ministerio trata de renegociar con los fabricantes, aplazar, desviar hacia terceros países y recortar pedidos. Hay compromisos internacionales adquiridos. El primer trimestre del año deberían conocerse algunos resultados de la negociación.

6. ¿Se venderán los 200-250 carros de combate "Leopardo" a Arabia Saudí fabricados en España?

Es una de las incógnitas en cuanto a exportación de la industria Defensa. El contrato de los carros Leopardo fabricados por General Dynamics-Santa Barbara Sistemas supondría aproximadamente 3.000 millones de euros y sería el mayor de la historia de la industria de defensa española. Además existen otros frentes abiertos de empresas españolas (Navantia entre ellas) en países como Turquía o Australia. Sin olvidar Iberoamérica. Exportar, exportar, exportar... será de nuevo el mantra pues no se esperan grandes proyectos para las Fuerzas Armadas españolas (presupuesto obliga).

7. El submarino S-80: ¿llegará a buen puerto? 

 

submarino.jpg

Es una de las mayores apuestas de futuro del astillero estatal Navantia. Hace un año se embarcó el motor eléctrico principal del S-81 "Isaac Peral". Para 2013 está prevista su puesta a flote. En la imagen, trabajos del proyecto en abril de 2012 en las instalaciones de Navantia en Cartagena.

8. La participación española en la misión del Sahel

Entre 300 y 400 militares de la UE se desplegarán, con probabilidad, en Malí para entrenar a tropas africanas en la lucha contra los grupos yihadistas que controlan el norte del país. Será una misión cuyo primer mandato se aprobará por 15 meses. ¿Cómo participará España? ¿Cuándo aprobará el Consejo Europeo la misión militar? He ahí los interrogantes principales. Eso sí: no habrá tropas de combate solo de entrenamiento y asesoramiento.

9. Otras escenarios de despliegue en el exterior: Australia, ¿Turquía?, Líbano...

a) hoy mismo zarpa hacia Australia el BAC "Cantabria" donde se desplegará "para apoyar diversas actividades operativas" de la Marina Australiana, interesada en hacerse con dos buques de similares características a las del "Cantabria". Podría anunciarse el despliegue de otro buque en dicha "misión" para 2014.

b) ¿Se retirará completamente España del Líbano? "Es una misión a extinguir", aseguran fuentes de Defensa. 2013 (o a lo más tardar 2014) podría ser el año para que España dé carpetazo a una misión de la ONU donde aún mantiene España a 661 militares.

c) España ha ofrecido un hospital de campaña a Turquía para atender a los refugiados sirios: se está a la espera de respuesta. No implica despliegue de tropas más allá de la logística.

10. Leyes en el Congreso

Una vez aprobado por el Consejo de Ministros, el anteproyecto de ley del Régimen Disciplinario de las Fuerzas Armadas -que introduce por primera vez la posibilidad de sanciones económicas con hasta 15 días de retribución- será debatido y aprobado por el Congreso y el Senado. Sería la primera ley orgánica del ministro Morenés.

11.   Ley de Carrera Militar: con pies de plomo

El Ministerio espera un dictamen de la Comisión de Defensa del Congreso de los Diputados para proceder a la reforma de algunos aspectos de una polémica ley aprobada en tiempos de Zapatero (ya anunció Morenés que no la derogaría). En este apartado, el recién constituido Consejo de Personal de las Fuerzas Armadas también dará que escribir.

12. Rota y el "escudo antimisiles"

Aunque los dos primeros destructores no arribarán a la base gaditana hasta 2014, sin duda, los trabajos de acondicionamiento y demás detalles del nuevo convenio de defensa entre EE.UU. y España serán noticia. Sin ir más lejos, Rajoy tendrá la oportunidad de exhibir ese "músculo" de España como aliado de la OTAN en su próxima visita a la Casa Blanca.

13. Una noticia que no se escribirá

Las Fuerzas Armadas continúan con su impecable y sobresaliente trabajo para la Defensa de España, de todos sus rincones y todos los españoles. Seguro, es la noticia más importante. 

homenajebandera.jpg

La DIRECTIVA 2003/88/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 4 de noviembre de 2003, relativa a determinados aspectos de la ordenación del tiempo de trabajo establece las disposiciones mínimas de seguridad y salud en esta materia y trata de los períodos mínimos de descanso diario, de descanso semanal y de vacaciones anuales, así como de las pausas y la duración máxima de trabajo semanal, y determinados aspectos del trabajo nocturno, del trabajo por turnos y del ritmo de trabajo. Además, es de aplicación a todos los sectores de actividad, privados y públicos, con algunas pocas excepciones.

Quizás, del intento de transposición de la DIRECTIVA 2003/88/CE nació la Orden Ministerial 121/2006, de 4 de octubre, por la que se aprueban las normas sobre jornada y horario de trabajo, vacaciones, permisos y licencias de los Militares Profesionales de las Fuerzas Armadas, modificada hasta en tres ocasiones en seis años de vigencia.

Es conveniente recordar la sentencia de 20 de mayo de 2010 del Tribunal de Justicia de la Unión Europea, en la que se declara que el Reino de España ha incumplido las obligaciones que le incumben en virtud del art. 1.3 de la Directiva relativa a determinados aspectos de la ordenación del tiempo de trabajo. La Sala declara que España ha incumplido sus obligaciones al no haber adoptado, dentro del plazo establecido, todas las disposiciones legales, reglamentarias y administrativas necesarias para dar cumplimiento a dicha Directiva en lo que respecta al personal no civil de las Administraciones Públicas.

En entrevista concedida a ABC, la primera que da tras su nombramiento, el jefe de Estado Mayor del Ejército (JEME), general Jaime Domínguez Buj, desgranó parte de las pautas que regirán el Ejército de Tierra bajo el llamado plan Visión 2025, que traza el diseño futuro de las FAS en España.  Ese Ejército del futuro, cuyas bases  y diseño se espera conocer en julio de 2013,  según los datos dados por el JEME al periodista Esteban Villarejos, de ABC, será flexible, económicamente sostenible y adaptable a las modificaciones que vayan sucediendo. Domínguez Buj precisó, asimismo, que en el futuro se impondrá el concepto de “Brigada Polivalente”: "Lo que se busca es una brigada que sea capaz de enfrentarse a un número más amplio de posibles amenazas. Que en sí misma una sola brigada pueda generar una capacidad acorazada, ligera y mecanizada [...] Generará un cambio del adiestramiento del personal y materiales más homogéneos". Respecto a la dotación de blindados del ET, el JEME estima que, vinculado a ese concepto de polivalencia, los vehículos tipo Lince o BMR irán ganando terreno frente a otro tipo de blindados: "El resultado de los Ejércitos de nuestro entorno es el de mantener los carros de combate pero, probablemente, en menor proporción pero en más brigadas y dando mayor preponderancia a los vehículos blindados de ruedas".

Domínguez Buj , que opina que probablemente habrá menos misiones por razones de restricciones presupuestarias en el futuro, confirmaba a ABC el ya filtrado despliegue en Afganistán de tres helicópteros “Tigre”: “Aumentaremos el número de helicópteros del Ejército de Tierra desplegados. Habrá a la vez «Chinook» y «Cougar» y, por primera vez en combate, desplegarán los helicópteros «Tigre» que serán muy importantes para proteger las columnas en su desplazamiento desde la provincia de Badghis a Herat. Se enviarán tres «Tigre». También vamos a desplegar nuevos vehículos para la detección de artefactos explosivos enterrados en las vías de comunicación. (…) El Bhela-I, con sede en la base de Almagro (Ciudad Real), se encuentra preparado desde mayo pasado para entrar en cualquier misión del Ejército español en el extranjero, tras haber completado el número de horas de vuelo y las correspondientes certificaciones de las aeronaves”.

Fuente: Defensa.com

VALLADOLID, 5 (EUROPA PRESS)

La Academia de Caballería de Valladolid ha recibido este miércoles la pintura de Augusto Ferrer-Dalmau Nieto (Barcelona, 1964) 'El Deber Cumplido', que albergará en su Museo Específico, en un acto que ha presidido el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz.

El ministro ha descubierto el óleo realizado por su "gran amigo" Ferrer-Dalmau en un acto que ha calificado de "muy emocionante" debido a que nació en Valladolid y su padre estuvo destinado en la Academia, algo a lo que también ha hecho referencia el general director de la Academia, José Manuel López González.

Fernández Díaz ha destacado la figura de Ferrer-Dalmau que, junto a José Cusachs (1851-1908), es uno de los dos catalanes y "españoles de referencia" a con su arte ayudan a difundir la historia de las Fuerzas Armadas.

En el óleo sobre lienzo se muestra a un soldado del Regimiento de Cazadores de Alcántara --con destino en Mellilla--, en el Desastre de Annual (Marruecos), ocurrido el 23 de julio de 1961.

El ministro ha confesado que vio el boceto inicial de 'El Deber Cumplido' y el pintor le explicó que trataba de dar a jinete y caballo la imagen de cansancio de aquella "gesta" y en el mismo se refleja a un cazador "exhausto", herido con una mirada del jinete que muestra la "serenidad y orgullo" del deber cumplido mientras contempla a los caídos en combate.

Fernández Díaz, quien a lo largo de su discurso ha recordado una visita privada que ha realizado recientemente hasta Alhucemas con "todo facilidades" por parte de Marruecos, ha asegurado que el cuadro "plasma simbólicamente pero bellamente el reconocimiento que la Patria debe a su héroes".

APORTACIÓN AL MUSEO

El director de la Academia ha destacado el enriquecimiento que supone para el Museo esta obra, que se suma a otras de distintos pintores que se pueden ver en el mismo y ha asegurado que se guardará "con mucho cariño". López González ha destacado la imagen que supone el soldado que se muestra en el cuadro, que en unos meses aprendió a dominar su caballo, manejar su sable y disparar su Mauser a lo que sumó diversas virtudes tras una "magnífica" instrucción.

En este sentido, José Manuel López González considera que la "belleza" del cuadro se "completa" cuando se conoce la historia de los hechos que refleja y ha destacado la figura de Ferrer-Dalmau, un pintor contemporáneo "magnífico" que transmite la "fuerza" de las antiguas unidades de caballería, "sensible y delicado" que es capaz de mostrar los rasgos del jinete y de su montura.

Este cuadro es la portada de un libro que también se ha presentado en el mismo acto titulado 'La última Laureada' (Galland Books) con motivo de la reciente concesión de la Cruz Laureada Colectiva al citado Regimiento por su sacrificio en los días posteriores al Desastre de Annual.

Al acto han asistido distintas autoridades civiles y militares, así como el del director general de Protección Civil, Juan Díaz Cruz, y la consejera de Cultura y Turismo de Castilla y León, Alicia García.

Precisamente la titular de Cultura, a petición del director de la Academia, ha mostrado el compromiso de acometer una nueva restauración --ya llevó a cabo una-- del monumento a los Cazadores de Alcántara, de Manuel Benlliure, que se encuentra a la entrada de la Academia de Caballería.

(EuropaPress)

El Consejo de Personal de las Fuerzas Armadas, órgano de participación de las asociaciones de militares con el Ministerio de Defensa, se ha constituido este lunes con una primera reunión presidida por el ministro de Defensa, Pedro Morenés.

Con meses de retraso sobre el plazo fijado por la Ley Orgánica de Derechos y Deberes de los miembros de las Fuerzas Armadas, sus 12 integrantes -seis del Ministerio y seis de las asociaciones- han celebrado su primera reunión en la sede de Defensa.

Su principal asunto en los próximos meses será la reforma de la Ley de Carrera Militar, una de las peticiones de las asociaciones, pero se está a la espera de un dictamen previo de la Comisión de Defensa del Congreso de los Diputados, según estableció la Ley de Deberes y Derechos.

La subsecretaria de Defensa, Irene Domínguez-Alcahud, ha encabezado la delegación ministerial, que ha contado también con representantes de las direcciones de Personal, Reclutamiento y Enseñanza Militar, de los mandos de Personal de los Ejércitos de Tierra y Aire, y de la jefatura de Personal de la Armada.

Por parte de las asociaciones profesionales han asistido Pedro Amador, representante de Asfaspro- asociación profesional de suboficiales- y Jorge Bravo, de AUME -asociación unificada de militares españoles-, así como dos suplentes de cada una de ellas.

Finalizada sesión constitutiva del Consejo de Personal, AUME ha hecho una "valoración positiva".

El Consejo de Personal analizará el estatuto y la condición militar, el ejercicio de los derechos y libertades, el régimen de personal y las condiciones de vida y trabajo en las unidades.

Se encargará de debatir las propuestas de las asociaciones y sus conclusiones se elevarán al Observatorio de la Vida Militar, órgano adscrito a las Cortes Generales, de conformidad con lo previsto en la ley orgánica de derechos y deberes de los militares.

El Consejo podrá crear comisiones de trabajo y tendrá un Secretario Permanente, "una figura que contará con apoyo administrativo".

El primer secretario del Consejo es el coronel del Ejército de Tierra Jesús de Ramos Calvente, a quien la subsecretaria de Defensa nombró vocal asesor de su Gabinete Técnico en una orden firmada el 24 de mayo.

Fuente: ElMundo.es

Fotografía: Minisdef

Tras su intervención inicial, el ministro de Defensa respondió a las preguntas de tres periodistas: Gloria Lomana, directora de informativos de Antena 3; Javier González Ferrari, presidente de Onda Cero, y Francisco Marhuenda, director de LA RAZÓN. 

–GLORIA LOMANA: El JEMAD ha dicho que si se agudizan las restricciones, existe el riesgo de que las Fuerzas Armadas acaben huecas y frágiles. ¿Comparte esta afirmación? ¿Teme que se queden obsoletas por el descenso de inversiones?
–PEDRO MORENÉS:  En Defensa no nos lamentamos jamás pase lo que pase. Es verdad que la descripción objetiva sobre la inversión que hace España en Defensa, teniendo en cuenta la riqueza y el PIB que tiene España, es entendida de una manera. Sin embargo, en otros países de nuestro entorno, esta inversión se hace con más intensidad financiera. Me preocupa que vayamos descapitalizando la Defensa de una manera que no tenga presente cuál es la misión de la Defensa, que no es sólo estar, sino que es ser operativa y eficaz, y servir a lo que la Nación le pide. No tengo miedo a que la Defensa sea inoperante. No vamos a ser como Costa Rica, que no tienen Defensa. Tenemos que hacerlo mejor cada día. Creo que lo que ha dicho el jefe de Estado Mayor es que corremos un riesgo, y yo lo comparto, pero el siniestro no ha llegado todavía.
–G. L.: Un sector del Ejército se ha manifestado sobre la necesidad de intervenir en Cataluña si se dan pasos independentistas. ¿Cree que dentro del Ejército hay ruido interno en las fuerzas Armadas por este asunto?
–P. M.: Desconozco que haya un sector en el Ejército que se haya manifestado sobre este asunto. Las Fuerzas Armadas hace mucho tiempo que están dentro de los ámbitos  de la organización social moderna y avanzada. El Ejército da permanentemente ejemplo de solidez y ha mostrado un profundo amor por España, que a pesar de las dificultades por las que está pasando, nos dará muchas alegrías en el futuro si hacemos las cosas bien y si somos capaces de ser austeros cuando hay que serlo. En eso es en lo que hay que estar ahora. Lo demás son ruidos innecesarios y aseguro que el Ejército sabe perfectamente donde está, qué hace y a qué sirve.
–G. L: Ruidos innecesarios pero que han sido públicos...
– P.M: Usted ha dicho un sector del Ejército y yo no tengo ninguna constancia de que un sector del Ejército haya hecho cualquier tipo de manifestaciones.
–JAVIER GONZÁLEZ-FERRARI:  La televisión pública catalana ofreció una parodia sobre un ejército atrabiliario que intentaba detener a Mas. Hay un desafío soberanista. ¿Le preocupa que alguien llegue un día a su despacho y le pida disciplina pero no entusiasmo?
–P.M.: Me preocuparía que me dijesen «no me pidas entusiasmo»; pero no por esa razón, sino porque si entusiasmo es sinónimo de moral y de ganas de hacer las cosas bien, las Fuerzas Armadas tienen que tener ese plus de vocación que comporta entusiasmo. Las parodias identifican a los que las hacen, no a los parodiados. Los militares son lo importante y se merecen el respeto de no ser identificados por nadie con ese tipo de espectáculo lamentable.
–J.G.F.: Incendios, inundaciones... en este país pasa de todo. ¿Hay partidas suficientes para que la UME siga siendo la mayor garantía cuando exista un desastre?
–P.M.: La UME ha demostrado que en la gestión militar de esos asuntos es muy operativa, profesional, goza de una gran organización y tiene la capacidad de responder. Se han quemado más de 170.000 hectáreas en España, se han inundado grandes zonas de Murcia, Almería y parte de Málaga, donde ha estado desplegada por encima del 80% con sus relevos necesarios. Por esto, va a ser apoyada financieramente y creemos que es clave para abordar los problemas de España de una manera cohesionada.
–FRANCISCO MARHUENDA: Uno de los elementos que da prestigio son las misiones en el exterior, como la de Afganistán. ¿Se están cumpliendo los objetivos y se va a adelantar el regreso? ¿Podría haber en el futuro una misión en el Sahel?
–P.M.: Si se dan las tres condiciones, es decir, el cumplimiento de la misión, el cumplimiento de nuestros acuerdos con los aliados y la seguridad de nuestras tropas allí, podríamos adelantar el repliegue porque evidentemente estamos allí para esas tres cosas. No estamos allí para otras cosas. En ese camino estamos, y las impresiones son que en nuestra zona lo estamos haciendo bien. Como lo están haciendo los militares, lo están haciendo bien. Y eso es bueno porque nos permite traernos determinados tipos de recursos que en su caso y en su momento, y una vez que se analizase cualquier circunstancia que hiciese necesaria la intervención de nuestras Fuerzas Armadas conjuntamente con otros en escenarios de riesgo para España, lo podríamos hacer. En cuanto al Sahel, no está prevista ningún tipo de intervención de combate. Otra cosa es que estemos muy atentos de lo que pase en el Sahel, y nos podamos comprometer con formar a determinadas fuerzas que hay allí en los aspectos operativos y logísticos para que cumplan su misión. No se olviden de que a los africanos –cosa que me parece bastante razonable– no les gusta que haya intervenciones de fuera de África. Lo han manifestado en muchísimas ocasiones y se entiende. Pero sí les gusta mucho que Europa les ayude a cumplir con sus misiones. En esa doble petición de no intervención directa y de asistencia para la intervención de ellos, es en lo que en estos momentos estamos, probablemente mañana, aunque no directamente en sede OTAN, podamos tener conversaciones con nuestros homólogos franceses, portugueses, italianos y alemanes.
–F. M.: La estructura de las Fuerzas Armadas, ¿debería ser la que tenemos ahora? ¿Cuál sería el porcentaje que debería invertirse en hacer unas Fuerzas Armadas más eficaces y sostenibles?
–P.M.: Es un tema complejo. Hay tres factores: uno es la seguridad, otro es el sistema de Defensa y la doctrina que nos queramos dar, y la industria de Defensa. Los tres tienen que ver con esta decisión. La realidad me preocupa extraordinariamente. Cómo adaptamos permanentemente unas Fuerzas Armadas que necesitan formación –carreras de 35 años– a una realidad que cambia diariamente y a toda velocidad. Cómo adaptamos unos sistemas de armas que se tarda 20 años en poner en marcha a una realidad geoestratégica que cambia día a día. Cómo adaptamos una planificación financiera, de nuestro número de soldados a esa realidad. Es decir, es un proceso muy complejo de adaptación de la doctrina y de sus consecuencias a una realidad cambiante. Ése es el gran reto de las Fuerzas Armadas. Y los países sajones tienen una extraordinaria tradición de ser valientes en esos temas. Cuando hacen una revisión, la hacen a fondo. Tenemos que aprender de esa manera de hacer las cosas. Hemos hecho una directiva de Defensa nacional que en algo ya ha cambiado. Hemos sido valientes al decir: España es responsable de su seguridad. No lo es la OTAN ni la UE. Luego es la OTAN y la UE. Ese es el primer vuelco que hemos dado al concepto de cómo vemos la seguridad como servicio. No ha sido especialmente aceptado por determinadas maneras de ver las cosas políticamente, pero es bastante obvio que no se puede pedir que los demás suplan nuestras incompetencias. Las alianzas se rompen por el eslabón más débil. Ésa es nuestra obligación, con poco o mucho dinero. Supliremos la falta de recursos pero esa falta de recursos no puede ser estructural sino coyuntural. En eso está este ministro que le habla, mi equipo, las Fuerzas Armadas y ojalá en esto esté la sociedad española.

Fuente: LaRazon.es

El Ministerio anuncia una reducción de 3.500 militares en las Fuerzas Armadas para 2013, mil de ellos de marinería y tropa

1. Unas Fuerzas Armadas con 122.979 militares, 3.500 menos que en 2012

La plantilla total de militares se reducirá en 2013 en unos 3.500 militares, hasta los 122.979, según la subsecretaria de Defensa, Irene Domínguez-Alcahud, que informó sobre la propuesta en la Comisión de Defensa del Congreso de los Diputados. Los presupuestos fijan una plantilla de tropa y marinería de 80.000 personas, 1.000 menos que este año. El resto son oficiales y suboficiales.

2. ¿Cómo se reparten por Ejércitos y órganos los 5.937 millones?

Al Ejército de Tierra se destinan 2.317,18 millones (39%); a la Armada, 833,71 millones (14%); al Ejército del Aire, 851,98 millones (14,4%). Al Órgano Central se le dedican 1.900,23 millones de euros (32%) y al Estado Mayor de la Defensa (EMAD), 33,90 millones (0,6%).

3. Unos 760 millones para misiones internacionales

Aunque el Ministerio de Defensa todavía no ha hecho público cuánto destinará para las misiones internacionales el próximo año, el secretario de Estado de Defensa, Pedro Argüelles, hizo público que la cifra será similar al de 2012, cuando se destinó 766 millones (un total de 442,9 millones para Afganistán y 173 millones para Líbano, como principales misiones).

4. Tres de cada cuatro euros irán destinados a pagar nóminas

Desglosado por algunos capítulos, el Ministerio de Defensa invertirá el 75% del total en pagar las nóminas de los militares y civiles. Así al capítulo de Personal se destina 4.504 millones (-2,9%). A «gastos corrientes en bienes y servicios» se destina 740,28 millones (-15,4 millones). En el de «transferencias corrientes» se destinan 181,98 millones (+51,5%). En el capítulo de «inversiones reales», 484, 68 millones (-25,9%). Capítulo de Transferencias de capital, 23,23 millones (-18,1 millones). Capítulo de «activos financieros», 2.83 millones (igual cifra).

5. Descenso del Presupuesto en un 28% desde 2008; un 6% respecto a 2012

Entre 2008 y 2013, el presupuesto del Ministerio de Defensa ha disminuido un 28% pasando de 8.494 millones a los 5.937 de 2013. En 2009 contó con 8.240 millones; en 2010 con 7.694; en 2011 con 7.156; y en 2012 con 6.316 millones.

6. Programas especiales de armamento: habrá «medidas extraordinarias»

Entre los programas especiales de armamento, solo se prevén pagos para el avión de combate «Eurofighter» (4,94 millones), el avión de transporte militar A-400M (1,16 millones) y el helicóptero de combate Tigre (0,73 millones). En total se destinarán 6,84 millones, un 38,1 por 100 más que los 4,95 millones del ejercicio de 2012.

Estas partidas son para mantener la estructura de estos programas de EADS en las factorías de España. Para acometer los pagos comprometidos, Defensa no descarta «medidas extraordinarias» en 2013. Una de ellas ha sido este ejercicio la aprobación de un crédito de 1.782 millones.

7. Hacia unas FF.AA. «huecas» y obsoletas, tal y como afirmó el Jemad

En su intervención el Congreso ayer, el jefe del Estado Mayor de la Defensa, almirante general Fernando García Sánchez, aseguró que de persistir la actual tendencia de los presupuestos en Defensa para los próximos años, España se encontrará con unas FF.AA. «huecas» y «frágiles» en el medio plazo. Valga este dato de los Presupuestos de 2013: los programas de modernización de las Fuerzas Armadas están dotados con 150,66 millones de euros, reduciéndose nada menos que un tercio respecto a los créditos iniciales de 2012.

 

Fuente: ABC.es

Las Fuerzas Armadas no son una excepción que haya sorteado la política de ajustes del Gobierno. Además de los sacrificios salariales que han sufrido como parte de la función pública, el próximo año tendrán que hacer frente a un recorte presupuestario del 6,5%. Es decir, nuestros militares tendrán que desempeñar las mismas responsabilidades, pero con muchos menos medios.

Y lo harán, sin duda alguna, porque si hay algún espejo en el que los españoles pueden mirarse en época de crisis, ése es el de nuestros ejércitos.

Así lo reafirmó ayer en el foro LA RAZÓN DE... el ministro de Defensa, Pedro Morenés, para quien una cosa es la austeridad que imponen las circunstancias económicas y otra, la percepción que existe en la sociedad del valor, de la necesidad y de la utilidad de las Fuerzas Armadas.

En este punto se da una paradoja que parece desafiar la lógica: mientras que por un lado la institución armada figura entre las mejor valoradas, por otro, la opinión pública es partidaria de recortar en gastos de Defensa antes que en otro capítulo. En opinión de Morenés, «tenemos un déficit de conocimiento», es decir, no existe en la sociedad española una conciencia clara de lo que exige gozar de seguridad, estabilidad y defensa, tal vez a causa de un modelo educativo que desterró hace décadas las referencias al papel insustituible de nuestros ejércitos.

Grave es que España dedique a este capítulo menos del 1% del PIB, cuando los países de nuestro entorno o de tamaño similar lo triplican y quintuplican. Pero más grave es que socialmente no se aprecie la necesidad de cuidar humana y materialmente a quienes velan por su seguridad, pilar básico de la libertad y del progreso.

Es cierto que, como señaló ayer el ministro Morenés, la entrega, el sacrificio y la dedicación vocacional de nuestros militares suplen ese déficit, pero un país del tamaño y de la capacidad de España no puede permitirse desatender a sus Fuerzas Armadas, entre otras razones porque perdería peso internacional y presencia en los grandes centros de decisión.

El prestigio ganado en Afganistán, Líbano, Balcanes o Índico no es casual ni pasajero. Es fruto de unos militares con un alto sentido del deber y con una entrega a España fuera de toda duda. En justa reciprocidad, nuestra sociedad está obligada a responder con ecuanimidad.

De la misma manera que la Unidad Militar de Emergencias ha dado este verano una soberbia lección de espíritu de servicio, y los ciudadanos así lo han aplaudido, todas las demás unidades y ejércitos empeñan sus esfuerzos en la defensa de todos. Pero la velocidad a la que cambian el mundo y la realidad circundante les obliga a una formación permanente, a una adaptación técnica sin tregua y a una constante modernización del material. Es su deber, pero darles los medios para ello es nuestra obligación como españoles.

Fuente: LaRazon.es

Foto: ElMundo.es

El almirante García Sánchez aboga por un marco presupuestario estable para la Defensa sin miras cortoplacistas.

El jefe del Estado Mayor de la Defensa (Jemad), el almirante general Fernando García Sánchez, ha lanzado una seria advertencia a los diputados en el marco de la Comisión de Defensa del Congreso donde se han presentado los Presupuestos de Defensa para 2013: «Son duros y difíciles para las Fuerzas Armadas, pero necesarios para el Gobierno, e influyen en el 'Alistamiento de la Fuerza'», un término militar que se refiere a la operatividad de los efectivos y unidades de las Fuerzas Armadas a medio plazo.

Y es que, según la exposición del Jemad, los presupuestos ponen en riesgo la operatividad futura de unas FF.AA. que ya cuentan con «el 50% de la flota de sus vehículos acorazados y mecánicos parados», por poner un ejemplo en el caso del Ejército de Tierra. El Jemad abogó por un marco estable de los Presupuestos destinados a Defensa y las Fuerzas Armadas a medio plazo.

Lo que sí garantizó el almirante García Sánchez a los diputados es que con los recursos asignados para 2013 «se pueden mantener las capacidades básicas de Defensa y continuar con el despliegue de las operaciones que estamos llevando». Es decir, la operatividad al corto plazo está garantizada y el cumplimiento de España con las misiones en el exterior.

Desglose por ejércitos.

Desglosando el Presupuesto, al Ejército de Tierra se destinan 2.317,18 millones (39%); a la Armada, 833,71 millones (14%); al Ejército del Aire, 851,98 millones (14,4%). Al Órgano Central se le dedican 1.900,23 millones de euros (32%) y al Estado Mayor de la Defensa (EMAD), 33,90 millones (0,6%).

El almirante general García Sánchez garantizó el «espíritu de sacrificio, austeridad, entrega y capacidad de adaptación a las situaciones que se nos presentan. La crisis es la principal amenaza para la nación». El Jemad también se refirió a las misiones internacionales, donde la prioridad, amén de su cumplimiento, es la seguridad de las tropas.

En 2013 la reducción progresiva de los militares en Líbano y Afganistán, principalmente, conllevará la reducción del gasto para 2014. Ahora se encuentran en esos escenarios unos 1.000 y 1.600 militares respectivamente. Para 2013 el gasto estimado para las misiones internacionales se sitúa, según fuentes del Ministerio de Defensa, en unos 760 millones (como en 2012), una cifra que deberá ser aprobada a finales de año.

Fuente: ABC.es

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.
Cómo configurar Aceptar